migración a estados unidos

6 falsas creencias sobre la migración a Estados Unidos

 

migración a estados unidos

 

Alrededor del proceso migratorio estadounidense se tejen suposiciones erradas que las personas suelen repetir confiadas en que son totalmente ciertas. Como consecuencia, quienes las asumen como verdaderas pueden cometer errores al iniciar su proceso como inmigrantes. Esto puede derivar en obstáculos para conseguir la visa correspondiente. Por ello, hoy desmentiremos algunas falsas creencias sobre la migración a Estados Unidos.

 

  • Contar con pasaporte y visa garantiza el ingreso a los Estados Unidos

 

Tener estampada en el pasaporte una visa no asegura el ingreso a este país ni el tiempo de permanencia por cada visita. Aunque la visa esté vigente, la última palabra la tiene el oficial de inmigración que lo recibe; al chequear su documentación y entrevistarlo acerca de los motivos y características de su viaje.

 

  • Los trámites para la migración a Estados Unidos son rápidos

Aunque algunos trámites pueden ser sencillos y demorar sólo pocos meses; otros, como la residencia para el hermano de un nacionalizado como ciudadano estadounidense, puede llevar más de 10 años.

 

  • Casarse con un ciudadano estadounidense otorga al cónyuge, de inmediato, la residencia permanente

La residencia permanente se obtiene luego de dos años de probatoria de que el matrimonio se ha llevado a cabo por amor y no como vía para conseguir un estatus legal. Para ello, los cónyuges son entrevistados para que demuestren la validez de su relación.

 

  • Haber vivido situaciones difíciles en su país de origen le asegura conseguir asilo de inmediato, en EE.UU.

Debe demostrarse persecución creíble por alguno de estos motivos: Raza, Religión, Nacionalidad, pertenencia a un grupo social específico y por opiniones políticas.

Las pruebas para sustentar la petición de asilo deben ser firmes y contundentes, y aún así la decisión final queda en manos de los agentes o de un juez de inmigración. Si no se concede el asilo, el extranjero debe salir del país. El fallo es inapelable.

 

  • Con una visa de turismo o negocios (B-1 o B-2), con una vigencia de 10 años autoriza a su portador a permanecer por ese lapso en Estados Unidos

El ser titular de estas visas le permite subir a un avión con destino a Estados Unidos. Sin embargo, será un agente de inmigración quien le permitirá ingresar y quien establecerá la fecha en la que deberá salir. dirá si puede entrar, cuánto tiempo podrá permanecer y la fecha en que debe salir.

 

  • Los turistas pueden trabajar en Estados Unidos

Los profesionales que ingresan a Estados Unidos como turistas no pueden ejercer libremente. Para ello, deben contar con visas de trabajo. Por ello, es importante informarse acerca de los requerimientos de cada visa, cómo se puede cambiar el estatus de permanencia legal y cuáles trámites se requieren para validar sus conocimientos.

 

Existe la posibilidad de que usted se convierta en portador de una visa y pueda trabajar en su propia empresa a través de GloboFranchise. Con este producto Globofran, adquiriendo un negocio o franquicia podrá llevar a cabo su migración a Estados Unidos; con los programas de visas E2 o L1. Contáctenos, lo ayudaremos a abrir las puertas a nuevas oportunidades. 

 

También podría interesarle: ¿Cuáles son los tipos de visas de inversionistas?

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Globofran
Telefono: +1 (305) 390-2650